lunes, 21 de septiembre de 2015

Turismo: base de la economía RD

SANTO DOMINGO.- El turismo se consolida como la nueva espina dorsal de la economía dominicana, la locomotora escogida por el presidente Danilo Medina para que transporte al país hacia el desarrollo, y como la actividad que mayores vínculos genera con el resto del cuerpo económico  del país.


Por los vasos comunicantes que tiene el turismo se le vincula directa e indirectamente con cerca de una quinta parte del volumen de la producción nacional y con el 20 por ciento de los empleos que hay en el país. 

Además de su relación directa con los sectores transporte, alojamiento, servicios de alimentación y bebidas, actividades recreativas y entretenimiento y las agencias de viajes, el turismo es también un fuerte dinamizador del impactante sector de la construcción y sus actividades conexas, por las estructuras e infraestructuras que cada año demanda la llamada industria sin chimenea.

El gobierno concibe la actividad turística como la “locomotora” que transportará a la economía dominicana rumbo al desarrollo. Los números indican que la marcha ha comenzado y que el tren está aumentando la velocidad de recorrido.

Los vagones transportan también a otras áreas de la economía, como la producción agropecuaria, agroindustrial y la artesanía, además del sector alimentos y bebidas, usuarios primarios.

Al ritmo de crecimiento que lleva el turismo, de un 10% interanual, ya está poniendo a los sectores vinculados a proyectar y calcular la posibilidad de que se cumpla la ambiciosa meta que se propuso el presidente Danilo Medina, de en un período de 10 años lograr atraer al país un volumen anual de 10 millones de turistas. 

Cuando se cumpla esa meta, la República Dominicana será un país turístico, categoría que según los entendidos se logra cuando un país recibe una cantidad de visitantes igual al número de habitantes. El habitante 10 millones nació la semana pasada.

Evolución
Para los primeros ocho meses del año, el país había recibido 4 millones 254 mil 119 pasajeros vía aérea, por lo que se estima que en los últimos cuatro meses pudieran arribar unos 2 millones 100 mil, con lo que terminaría el año con algo más de seis millones de turistas.

El Ministerio de Turismo tiene una amplia ofensiva para atraer visitantes extranjeros y para promover el turismo interno.

El Ministerio de Obras Públicas ha ejecutado una política de construcciones viales que privilegia las zonas turísticas o con vocación de serlo, lo que permite una mayor integración del turismo al resto de la economía, por la movilidad y el desplazamiento que permite, para que los visitantes no se queden inmovilizados en un solo destino. 

Fruto de esas obras viales, el Este lejano, donde se concentran dos de los principales destinos (Punta Cana y Bávaro) ya está a solo dos horas de la ciudad capital (en vez de cuatro como antes), lo que facilita que los turistas de sol y playa que deseen hacer turismo histórico, no tengan el inconveniente del tiempo y la distancia.

Con la celeridad que le imprime a su trayectoria, el turismo se consolida como el sector que más divisas aporta a la economía dominicana en forma directa, con alrededor del 25% del total, además de un demandante de productos agropecuarios e industriales por alrededor de US$600 millones anuales. 

El consumo local de los turistas se considera como una exportación que no paga flete.
Según cifras citadas recientemente por el presidente de la Asociación de Hoteles y Turismo (Asonahores), Simón Suárez, el turismo aportó a la economía dominicana en el 2014, en forma directa e inducida, un 16% del PIB, ponderación que representa un movimiento económico por RD$439,000 millones. Igualmente, su contribución directa, indirecta e inducida al empleo es del 14.7%, en total 624 mil puestos de trabajo.

Al primer trimestre del año, la población afiliada al Sistema Dominicano de Pensiones era de 3,113,536, según estadísticas de la Superintendencia de pensiones.

Por sí solo, el componente hoteles, bares y restaurantes-- que es la vía por el cual el Departamento de Cuentas Nacionales y Estadísticas Económicas del Banco Central calcula el aporte del turismo al PIB—contribuye con un valor agregado de la producción superior al 7%.

Los mayores e identificables vínculos del turismo con la producción nacional se dan por el lado de las actividades agrícolas y agroindustriales. Según las cifras que ofreció el presidente de Asonahores, el valor de los productos del agro de origen nacional consumido en hoteles creció un 25% en los últimos cinco años, pasando de RD$16,900 millones en el 2010 a RD$22,100 millones en el 2014. 

Proyectó la demanda de los hoteles para el 2015 en RD$22,400 millones, una expansión de un 6%, que podría ser mayor, asumiendo que el incremento de las llegadas de visitantes alcanzaría un 9%.

Las cifras más voluminosas citadas por Simón Suárez son las relativas al consumo de bebidas, estimado en más de 7 mil millones de pesos, el de productos de tabaco en 178 millones de pesos, el de alimentos del agro o agroindustriales en más de RD$14.5 mil millones y el de huevos en RD$515 millones.

Sostén del sector externo
Por el monto de las divisas que produce, algo más de una cuarta parte de los ingresos totales del país en moneda fuerte, el turismo es el principal apoyo o punto de sustentación del sector externo, contribuyendo a la estabilidad cambiaria, uno de los mayores logros de la economía.

En los últimos cinco años, el turismo ha aportado en promedio US$4,700 millones de ingresos de divisas, en una tendencia creciente que inició en US$4,209.1 millones en el 2010 y llegó a US$5,637.1 millones en 2014, de acuerdo con estadísticas del Banco Central. 

Para los primeros seis meses del año en curso registraba un monto de US$3,161.4 millones, por lo que se proyecta que al terminar el 2015 el aporte habrá superado los US$6,000 millones. Para este año las estimaciones del Banco Central de que el ingreso total de divisas será de unos US$23,000 millones, por lo que al turismo le correspondería algo más del 26% de ese volumen.

En este buen desempeño se destaca el crecimiento de 9.1% en los ingresos por turismo que alcanzaron US$3,161.4 millones en enero-junio 2015, el incremento de 6.0% en las exportaciones de zonas francas que registraron US$2,670.3 millones en los primeros seis meses del año, así como el aumento de 5.9% que experimentaron las remesas familiares, situándose en US$2,489.5 millones en igual período. 

En una charla reciente que pronunció ante la membresía de ADOEXPO, el gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, dijo que los datos sobre la llegada de turistas mostraron una tasa de crecimiento interanual de 9.7% en el mes de agosto, luego de alcanzar en el mes de julio un record histórico de 568,323 visitantes (10.4%), incluyendo extranjeros y dominicanos no residentes, “por lo que se prevé que este año será extraordinario para el turismo en la República Dominicana”.

El turismo es también un gran contribuyente en materia fiscal. Genera ingresos por impuestos de salida y tasas aeroportuarias, independiente de la tributación por gravámenes a bienes y servicios que se ofertan en esa actividad. Por esas dos fuentes definidas, el aporte en el 2013 fue de RD$5,978.8 millones y de RD$6,811.4 millones en el 2014.

En las demás actividades en las que el turismo interviene directa e indirectamente, también se generan impactos en las recaudaciones fiscales, debido a que el consumo de alimentos y bebidas está gravado por el ITBIS y por impuestos selectivos al consumo, una parte en el caso de este último gravamen. l

Oportunidades y retos del mercado futuro

La trayectoria del turismo no está exenta de dificultades. Hay factores, de origen geopolítico uno y desde el ámbito climático, otro, que pudieran interferir en la velocidad de crecimiento del sector. 

El restablecimiento de relaciones entre Cuba y los Estados Unidos podría desviar hacia la mayor de las Antillas una proporción de los visitantes procedentes de la mayor economía del mundo, que es desde donde llega la mayor cantidad de viajeros a la República Dominicana. 

Los efectos del cambio climático, con alteración de los espacios de playas y la aparición de algas también pueden ser potenciales situaciones distorsionantes.Puntos favorables se esperan con el muelle de cruceros que se construye en Maimón, Puerto Plata, que promete incorporar como fuente importante ese nicho del turismo a la oferta global del país. Y también la restauración de la Ciudad Colonial para convertir a la capital dominicana en un destino importante.

No hay comentarios:
Write comentarios

Recommended Posts × +